domingo, 28 de septiembre de 2014

MERRYMOUTH – Wenlock Hill (2104) / Folk de múltiples texturas

No sé, quizás fuera la frescura campestre de Without You, con su ascendente ritmo trotón, sus perfectas armonías vocales, su envolvente órgano y esos incisivos fraseos de armónica, la que me hizo detenerme y sumergirme en este fantástico disco de tintes “folkies” y atmósferas otoñales. Porque sin duda, Wenlock Hill de Merrymouth sorprende por su riqueza melódica, su amplitud sonora y su variedad musical, a pesar de su marcada orientación folk.

Y muy probablemente gran parte de su encanto radique ahí, en esas múltiples texturas de tonos acústicos que dan forma a sus crepusculares viñetas, sazonadas por ramalazos vodevilescos, y alguna que otra pincelada psicodélica, que aunque pervierten en cierto modo su pureza folk, enriquecen enormemente el sonido de este disco de sabor añejo, ya de por sí, rico en matices, y en el que nos encontraremos la perfecta confluencia de múltiples instrumentos: guitarras, bajo, piano, hammond, acordeón, violines, cellos, trombones, y trompetas. Un enorme bagaje musical que se disfruta sin fisuras, de principio a fin, gracias a unas composiciones impecables, que conforman un conjunto de emotivas canciones, repletas de certeras melodías, tocadas con la elegancia e instensidad necesarias, e interpretadas por Simon Fowler con su habitual destreza vocal.

jueves, 18 de septiembre de 2014

TOCO – Memoria (2014) / Un delicado tratado de bossa

Ya con los primeros acordes de la maravillosa Minas uno empieza a sumergirse en esa cálida y sensual atmósfera que siempre ha caracterizado a la bossanova, a degustar sus finos acordes, sus elegantes melodías, y a dejarse llevar por esa evocadora y meláncolica “saudade” que suele envolverle. Unos cautivadores acordes de atemporal bossa, que presagian un fascinante reencuentro con este cantante e intérprete brasileño llamado Toco, un personaje capaz de capturar con suma exquisitez aquella seductora fragilidad que irradiaban las viejas composiciones de Jobim, Joao Gilberto o Bonfá.




miércoles, 10 de septiembre de 2014

LEE FIELDS & THE EXPRESSIONS - Emma Jean (2014) / Un carnoso ejercicio de soul sureño

En este emotivo y visceral Emma Jean de Lee Fields, publicado por el sello Truth & Soul, sorprenden la densidad emocional que emana de sus surcos, su poderío vocal y el descarnado y afilado sonido que lo envuelve, y que conforman un emotivo y sincero alegato del viejo soul, de aquel soul de alma sureña y profunda espiritualidad, que bullía alrededor de sellos como Stax y Atlantic a finales de los 60, y comienzos de los 70.

Un sonido que podía llegar a ser tan áspero y punzante como tierno y sensual, y al que hoy en día, este viejo trotamundos del soul, llamado Lee Fields, junto a The Expressions, la excelente banda que lo acompaña, han sabido dotar de la frescura e intensidad de antaño. Y no sólo eso, sino que además se animan ha aderezarlo exitosamente, con algunos novedosos ingredientes, como ese delicioso y sinuoso órgano que modela la melodía del adictivo Just Can't Win, un irresistible medio tiempo de indudable atractivo vocal, que se acerca a los parámetros del “modern soul” de comienzos de los 70, con sus cuidados y envolventes arreglos, y que sin duda es uno de mis temas favoritos de este fabulosos disco.

martes, 2 de septiembre de 2014

GRAHAM PARKER - Una pasión renovada

La verdad es que siempre es un placer recuperarle. No falla, tiene el talento innato de los elegidos para explotar en menos de tres minutos el lado más ardiente y visceral del viejo pop- rock, ése que alborota tus sentidos con un electrizante latigazo de emoción. Es pura magia y precisión. Es la perenne reivindicación de la melodía y la pasión en el pop rock más añejo y desgarrado, ése que retoza voluptuosamente y sin complejos con el R&B y el soul. Casi nada, ¿verdad? Pues si, así es y así suena Graham Parker con y sin sus impresionantes Rumours.

Han pasado ya un buen puñado de años desde que nos presentó en 1976 aquellas pequeñas joyas de la new wave que fueron su dos primeros discos, los fantásticos Howlin' Wind y Heat Treatment, y sin embargo ahí sigue, erre que erre, fiel a su estilo y ajeno a las modas, entregándonos discos repletos de emoción.